MIS IMPRESIONES DE BANGKOK

Más de un día metido en aviones y aeropuertos para llegar. Un viaje atípico e intenso que fue un regalo para todos los sentidos. Estas son mis impresiones.

Bangkok (14).jpg
Son respetuosos, en sus lugares monarquicos, si llevas shorts comprarás uno de estos padrísimos pantalones.

–  Bangkok es una ciudad muy grande, en los mapas verás que todo está “muy cerca” pero cuando quieres aventurarte a caminarla descubres que son distancias muy largas, algunos traslados de más de 40 minutos en taxi.

–  El transporte público tiene muy mala fama, pero los taxis ya traen GPS y taxímetro, incluso puedes usar tus mapas del celular para evitar que te paseen o tomen rutas largas para cobrarte más, los tuk tuk por otro lado son menos confiables, trata de no pagar más de 2 USD por viaje, ellos están acostumbrados a sacarte más lana de la necesaria.

– Bangkok no duerme… ¡nunca duerme! De día puedes encontrar atracciones de todo tipo, y de noche antros, bebida y todo aquello que se te pueda ocurrir… ¡todo!  

– Aunque llueva, tus pantalones cortos siempre serán una bendición, el calor es impresionante y la humedad de hasta el 90%

Bangkok
Este es el Issara Hostel, como en muchos, no puedes estar con zapatos dentro de las instalaciones, es refrescante estar descalzo.

– La gente como en todas partes es diversa, podrás encontrar mal encarados y otros tantos exageradamente amables, todos están en lo suyo y dentro de su caos ellos saben cómo funciona su ciudad.

– La ciudad tiene un orden dentro de un caos, manejan como desquiciados y en un trayecto de 40 minutos pude observar al menos 3 accidentes de auto.

– Es una ciudad llena de turismo, encontrarás gente de muchos lugares de Europa, muchísima gente de otros países asiáticos e increíblemente pocos latinos.

– La imagen del rey aparece en todas partes, en sus billetes, en los anuncios, en el transporte público, ¡en todas partes! Ten cuidado de referirte mal a la monarquía o ser irrespetuoso con sus imágenes.

Ayutthaya (5)
La belleza que está cercana a la ciudad es inimaginable.

– Algunos lugares para comer no se ven nada limpios y consumen muchos mariscos, pero solo es la pinta, la comida está bien, es rica y no me enfermé, claro, siempre es bienvenido el sentido común.

– No todos los tailandeses hablan inglés fuera de las rutas turísticas, pero cuando encuentras a uno el siguiente conflicto es que no todos los que hablan inglés saben leerlo, ellos tienen su propio alfabeto, así que tus mapas llévalos en thai para que puedas pedir ayuda más fácil.

– La lluvia puede caer de repente y sin avisar, además como una verdadera tormenta, durar algunos minutos y después como si nada.

– Se come poco, se bebe demasiado y a menos que comas en restaurantes como Mc Donalds o cualquier pizzería, seguro regresarás más delgado y con mejor condición.

Camboya (34).jpg
La comida es caldosa y con muchas verduras.

– Es común ver monjes en las calles, en los sitios sagrados y en el transporte público, claro, para nosotros es anormal verlos hacer lo que todos los demás hacemos, tomarse fotos, sacar un teléfono celular…

– Muchos dicen que Tailandia es el país de las sonrisas, pero en serio, hay muchos mal encarados.

– Es un país barato para visitar, aunque como en todas partes hay sitios de mayor costo, pero en general la pasas bien con poco billete.

– El tema de la seguridad, hay calles que podrías pensar que son peligrosas, pero sus leyes son muy rígidas y eso hace que sea un sitio seguro, claro, usa siempre el sentido común y procura estar siempre pendiente de tus cosas, pero en términos generales no vi inseguridad.

– Es una ciudad de muchas costumbres religiosas.

Ayutthaya (24).jpg
Un padrísimo atardecer en Ayutthaya. 70 km al norte de Bangkok.

– De verdad, son muy religiosos.

La realidad es que en todo el mundo pasan cosas, sólo hay que estar alertas, no paranoicos.

– En mi experiencia personal, pasé mucho tiempo en el sureste asiático sin escuchar a nadie hablar español, me tocaron pocos turistas latinos y al final una pareja de españoles con los que hice amistad, pero cuando llegué a México de verdad sentí bonito escuchar el acento de mi ciudad.

– Puedes ver Elefantes en lugares cercanos como Ayutthaya e incluso puedes montarlos y ver espectáculos de ellos, pero por favor recuerda, para que el animal permita ese tipo de cosas debe pasar por un entrenamiento bastante cruel, seamos turistas responsables y no fomentemos eso.

Claudia e Isaí (2)-2
Elephants world, en Kanchanaburi, 40 km al oeste de Bangkok.

– El transporte público funciona bastante bien. NO hay UBER, así que antes de irte consigue la app local de transporte, se llama GRAB.

Tailandia es increíble, es un país con muchas caras y muchas posibilidades. Regresé con kilos de menos, muchísimas anécdotas. Y el pretexto para regresar es explorar la parte sur que se presume ser de lo más bonito de Asia.

Te comparto este video de mi llegada a Bangkok, entre otras cosas hablo de hospedajes y costos básicos iniciales ya en la ciudad, disfrútalo y comparte el contenido.

¡TUS COMENTARIOS SON MUY IMPORTANTES!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: